Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Aena adjudica a Saerco el servicio de control de torre del aeropuerto

La empresa española gestionará el movimiento aéreo durante siete años en Lanzarote, Fuerteventura y La Palma por 22,77 millones de euros

La empresa pública Aena ha adjudicado a la empresa privada española Saerco el servicio de tránsito aéreo del aeropuerto César Manrique-Lanzarote, Fuerteventura y La Palma por 22.771.000 euros. El periodo de adjudicación de los contratos para el control de torre es de siete años, con posibilidad de tres prórrogas anuales.

La misma empresa, fundada en 2010 y que fue la primera compañía privada española certificada para la provisión de servicios de tránsito aéreo, dará la misma prestación a los aeródromos de Vigo, Jerez, Sevilla, A Coruña y Cuatro Vientos por 35.500.000 euros.

El consejo de administración acordó en su última reunión de este martes la renovación del servicio de control de torre en 12 aeropuertos de la red que están liberalizados, por un importe total de 101.894.000 euros.

Además de los citados, el servicio para los aeropuertos de Alicante-Elche, Valencia, Ibiza y Sabadell se adjudicó a FerroNATS por 43.623.000 euros.

El servicio de tránsito aéreo de aeródromo o de control de torre ordena el tráfico de las aeronaves en los aeropuertos, y autoriza los despegues y aterrizajes. Este servicio, que se realiza desde la torre de control de los aeropuertos, se ocupa de la fase final de descenso y la inicial de despegue de las aeronaves y, en algunos casos, de los movimientos en tierra en el propio aeropuerto.

Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea señala que "la liberalización del servicio de control de torre forma parte de la reestructuración que Aena ha realizado en el área de navegación aérea con el objetivo de mantener la calidad del servicio mejorando su eficiencia, según la Orden Ministerial aprobada por el Ministerio de Fomento en diciembre de 2010".

La iniciativa generó malestar durante su anuncio, al entenderse que se estaba privatizando un servicio esencial para la red de comunicaciones, sobre todo en el ámbito insular.

"El objetivo de este proceso fue introducir la competencia en este sector, lo cual ha producido una mejora en la eficiencia, tanto técnica como económica, en la que se prestan estos servicios, conforme a los objetivos de la Comisión Europea, así como garantizar la sostenibilidad del servicio ATS. Con la entrada de proveedores públicos y privados de servicios de control de torre se contribuyó a aumentar la competitividad del transporte aéreo español", señala la compañía estatal, que gestiona la red española de aeropuertos y algunos internacionales, en Brasil, Londres y Colombia.

Compartir el artículo

stats