Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El comercio exterior se hunde en las Islas y retrocede a cifras de hace 18 años

El frenazo de la inversión y la caída del consumo, agravada por la desaparición de los turistas, llevan a las importaciones a mínimos del último cuarto de siglo

El comercio exterior se hunde en las Islas y retrocede a cifras de hace 18 años

El comercio exterior se hunde en las Islas y retrocede a cifras de hace 18 años

El tráfico internacional de mercancías se ha reducido de manera notable por la pandemia de coronavirus. Y Canarias no es una excepción. Al revés: el Archipiélago está sufriendo con especial intensidad la contracción de los flujos de mercancías entre países y regiones. De hecho, lo cierto es que la crisis de la Covid-19 ha hundido el comercio exterior en las Islas, hasta el punto de que ha retrocedido a cifras de hace 18 años. La caída del consumo de las familias, tanto de las que se han visto golpeadas por el desempleo como de las que reducen el gasto por miedo al futuro; el frenazo de la inversión empresarial ante una economía paralizada; y la desaparición de la numerosísima población flotante que integran los turistas, y con esta la desaparición de los centenares de millones de euros que estos desembolsan durante sus vacaciones, son tres de los grandes factores que están detrás del desplome de los intercambios de bienes entre Canarias y el exterior.

Las exportaciones de tomates y cigarrillos se han reducido entre un 30 y un 25%

decoration

La compraventa internacional de géneros y productos llegó en el Archipiélago a 2.809,6 millones de euros hasta el 31 de agosto, que es hasta donde abarca la estadística de ICEX España, la empresa pública estatal encargada de promover la internacionalización del tejido productivo y la captación de inversiones. Como es normal por la dependencia del exterior de la economía isleña, también este año las importaciones, que sumaron 1.597,8 millones de euros hasta agosto, superan a las exportaciones (1.211,8 millones). Sin embargo, no es tan normal, ni muchísimo menos, que el comercio entre la Comunidad Autónoma y terceros países haya dejado cantidades tan pequeñas, o más bien resultaría extraño de no ser por la irrupción del coronavirus. Hay que remontarse a 2002 para dar con el último ejercicio en que el comercio exterior movió en los ocho primeros meses del año menos de los actuales 2.809,6 millones. Entonces, cuando aún faltaba más de un lustro para que estallara la crisis financiera a finales de 2007, las operaciones de comercio internacional de las empresas isleñas no llegaron a 2.610 millones de euros. Es decir, que ni siquiera en los años más duros de la gran recesión (2010-2014) se produjo una contracción tan fuerte del comercio exterior.

En lo tocante a las exportaciones, esto es, a las ventas de las empresas canarias a terceros países, los casi 1.212 millones contabilizados en lo que va de 2020 son la menor cuantía desde 2009, desde hace once años. La caída en relación con 2019 es de un 32,3%, un desplome que alcanza a la mayoría de géneros y productos que el Archipiélago envía al extranjero.

La compraventa de mercancías en el extranjero no se desplomó tanto en la crisis financiera

decoration

Las exportaciones de petróleo lampante se han reducido un 27%; las mercancías suministradas a buques y aeronaves han caído un 40%; las ventas de gasóleo han disminuido un 34,4%; las de fuel, un 21,3%; las de aceites para refino, un 58,7%; las de cigarrillos, algo más de un 25%; y las de perfumes, un 15,4%. Tampoco se libran los exportadores de tomates, que han vendido por un montante prácticamente un 30% inferior al del año pasado, ni los de piezas de aviones y helicópteros, que han facturado un 57% menos.

En cuanto a las importaciones, el hundimiento es si cabe más evidente. Aunque la caída (de un 31%) es en términos interanuales 1,3 puntos inferior a la de las exportaciones, los cerca de 1.598 millones que entre enero y agosto sumaron las compras de productos y mercancías fuera de las fronteras nacionales son el importe más bajo desde 1996. Desde hace 24 años, casi un cuarto de siglo. Caen las compras de coches, las de queso (-11%), las de carne de vaca (-42,2%), las de carne deshuesada (-30,7%), las de trigo (-12%) y las de carne de gallina (-8,5%).

Una caída generalizada


  • EXPORTACIONES
  • Carburorreactores: De enero a agosto, la principal exportación de Canarias fue la de petróleo lampante, en concreto carburorreactores. La factura rozó los 250 millones de euros, una cifra que puede parecer considerable pero que supone una caída interanual de un 26,6%.
  • Suministros:  El suministro a buques y aeronaves de combustibles, aceites y ceras minerales superó los 138,6 millones (-40%).
  • Gasoil, fuel, aceites: La exportación de gasóleo sumó 117,3 millones, un 34,4% menos; la de aceites para refino, 69,2 millones (-58,7%); y la de fuel, 30,5 millones (-21,3%).
  • Cigarrillos:  Las ventas al exterior de cigarrillos alcanzaron los 20,1 millones, un 25,3% menos.
  • IMPORTACIONES
  • Coches: Canarias ha importado coches de cilindrada inferior a mil centímetros cúbicos en lo que va de año por 53,8 millones, un 42,6% menos. Son 36,3 millones, un 31,3% menos, en el caso de los de más de mil centímetros cúbicos. 
  • Queso gouda: Las compras de queso han costado 20 millones (-11%).
  • Carne de vaca: Las importaciones de carne de vaca han sumado 14,5 millones (-42%) y las de carne deshuesada, 12,9 millones (-30,7%).

Compartir el artículo

stats